14.9 C
Pontevedra
Martes, 26 de Outubro de 2021
Máis
    HomeColaboraciónsCuando sube la mareaReceta saludable de veroño

    Receta saludable de veroño

    Primer domingo de otoño y último del mes de septiembre; con este día gris damos por terminada la temporada estival. Confío en que estéis preparados, y sobre todo mentalizados, para iniciar el año escolar con ganas (soy de las que siente que cuando llega septiembre comienza un “nuevo curso”, aunque ya hayan pasado años desde que terminé la universidad).

    Este mes no os voy a proponer un plan genial, sino una receta deliciosa y saludable apta para intolerantes a la lactosa y también para celíacos. Seguro que muchos ya la conocéis o habéis probado versiones similares, pero yo igualmente os dejo la mía (como dice La Vecina Rubia: “Compartir es de guapas”).

    Respecto al título, soy muy fan del concepto veroño (periodo de transición entre el verano y el invierno en el que, cuando sales a la calle, la gente puede ir en bikini y sandalias o con abrigo y botas). Así que esta receta es perfecta para recuperar la línea y dejar atrás todos los excesos cometidos durante la época estival y empezar el otoño con la conciencia un poco más tranquila.

    Seguro que muchas veces os entra antojo de comer pizza o algún tipo de comida nada saludable y a la vez os asalta un sentimiento de culpa en el que piensas: “Hoy apenas me he movido y he sido un hongo ¿Y mi cuerpo me pide hidratos?”. Me pasa, y mucho. Por ello hoy vengo a rescataros con esta receta de “Pizza con base de calabacín”.

    Amantes de la pizza que os encontréis en la sala… aquí aplico un “para gustos, colores”, puesto que existen miles de combinaciones de ingredientes para añadirle. Por lo tanto, os voy a dejar el “preparado base” y luego lo que yo le añado por encima, aunque la montéis a vuestro gusto.

    ¿Qué necesitaréis?

    • Horno (en el microondas no queda igual)
    • Fuente apta para horneado (yo utilizo la de la lasaña que es de cristal y es muy cómoda)

    Ingredientes preparado base

    • Calabacín
    • AOVE
    • Sal
    • Pimienta

    Ingredientes extra (ejemplos de lo que suelo echarle)

    • Salsa de tomate (si es casera mejor)
    • Queso
    • Pavo en lonchas
    • Maíz
    • Aceitunas
    • Si os gusta la trufa, en Mercadona venden una salsa de trufas deliciosa.
    • Champiñones laminados
    • Huevo cocido

    Preparación

    Precalentamos el horno a 200 grados, mientras este coge temperatura lavamos el calabacín y lo cortamos en rodajas finas cubriendo la base de la fuente que utilicemos para hornear. Aproximadamente la capa la hago de 2-3 cm de grosor, pero va un poco según vuestros gustos. Una vez tenga el calabacín listo, lo salpimento y le echo el AOVE. Lo introduzco en el horno y dejo que se haga hasta que el calabacín empiece a coger color, aproximadamente 25 minutos, pero depende del horno.

    Lo que viene ahora es muy sencillo, una vez esté el calabacín a mi gusto, simplemente añado los ingredientes que me gustan en la pizza, vuelvo a meterlo todo en el horno y cuando esté todo cocinado sirvo.

    Como veis, es una receta facilísima, que me saca de muchos apuros y mata ese antojo cuando me apetece algo poco o nada saludable.

    ¡Feliz domingo!

    Colaboradores

    Alberto Aliaga Sola
    13 POSTS0 COMMENTS
    Ángel Covelo
    6 POSTS0 COMMENTS
    Bea Sanfa
    5 POSTS0 COMMENTS
    Manrique Fernández
    47 POSTS0 COMMENTS
    Paz de la Peña
    35 POSTS0 COMMENTS
    Ricardo Canosa Bastos
    14 POSTS0 COMMENTS
    Roberto Mera
    2 POSTS0 COMMENTS