20.5 C
Pontevedra
Mércores, 10 de Agosto de 2022
Máis
    HomeColaboraciónsGastronomíaTarta salada de cebolla caramelizada y queso de cabra (sin gluten)

    Tarta salada de cebolla caramelizada y queso de cabra (sin gluten)

    Hoy os traigo una receta muy sencilla que podemos preparar el día anterior y comerla fría o templada. Una tarta salada de cebolla caramelizada y queso de cabra, que está riquísima y, además, es sin gluten.

    La verdad es que las cantidades son aproximadas, un poco al gusto. La primera vez que la hice, decidí que la siguiente vez le echaría más cebolla, porque le da un toque riquísimo. Al gusto.

    Podemos caramelizar nosotros la cebolla o comprarla en bote; hay alguna realmente rica y facilita todavía más la elaboración.

    INGREDIENTES

    (si hay alguna persona celíaca, aseguraos de que todos los ingredientes son aptos)

    • 1/4 l. nata
    • 3 huevos
    • 1 cucharada colmada de almidón de maíz (Maizena, por ejemplo)
    • Sal
    • Queso rulo de cabra
    • Cebolla caramelizada (podemos comprarla hecha o hacerla en casa)

    Para la cebolla caramelizada:

    • 2 cebollas dulces
    • 2 cucharadas de azúcar
    • Aceite de oliva
    • Vinagre de Módena (optativo)

    ELABORACIÓN:

    Si optamos por hacer la cebolla caramelizada, empezaremos cortando la cebolla en juliana y pochándola con aceite de oliva y sal; la haremos a fuego muy lento, durante una media hora, hasta que esté transparente.

    A continuación, añadimos el azúcar y dejamos que coja color dorado, revolviendo para que no se nos pegue.

    Una vez dorada, le añadimos (si queremos), un chorrito de vinagre de Módena. Revolvemos un poco y retiramos. del fuego. Estos pasos podemos saltarlos si utilizamos cebolla caramelizada ya hecha.

    Batimos los huevos con la nata, la sal y el almidón de maíz.

    Añadimos la cebolla caramelizada y mezclamos.

    Colocamos papel de horno en un molde (si queremos que la tarta salga un poco alta, utilizaremos uno pequeño; el de la tarta de la foto creo que es de 16 cm) y echamos la masa. Sobre ella repartimos el queso rulo de cabra cortado en rodajas (podríamos cambiarlo por un queso Brie, o Camembert; incluso un queso de tetilla o Arzúa-Ulloa…).

    Horneamos a 180º durante unos 30 minutos (hasta que al pinchar veamos que no mancha el cuchillo). Ojo con el tiempo, si la tarta la hacemos en un molde más grande, necesitará menos tiempo. Si la hacemos en uno pequeño, será más gordita y llevará más tiempo; si vemos que está dorada, pero no está hecha por dentro, ponemos papel de horno o de aluminio por encima para que no se nos queme.

    ¡Y ya está! Sacamos del horno, dejamos templar, enfriar, o nos la comemos caliente, eso ya, lo dejo a vuestra elección.

    ¡Buen provecho

    Colaboradores

    Alberto Aliaga Sola
    20 POSTS0 COMMENTS
    Bea Sanfa
    14 POSTS0 COMMENTS
    Manrique Fernández
    67 POSTS0 COMMENTS
    Paz de la Peña
    40 POSTS0 COMMENTS
    Ricardo Canosa Bastos
    14 POSTS0 COMMENTS
    Roberto Mera
    4 POSTS0 COMMENTS
    Avatar
    1 POSTS0 COMMENTS