Deportes y mujeres, ¿Igualdad?

Hace unos días, en concreto el 8 de Marzo, se celebró el día internacional de la mujer, día que, además, resultó refrendado por una huelga convocada por una plataforma con un notable éxito, sobre todo a nivel de manifestaciones para reclamar, principalmente, la igualdad en los salarios y el fin de la violencia, mal llamada de género, porque tenemos que estar en contra de todo tipo de violencia, pero eso ya es otro tema.

Huelga y reclamaciones y que además se han visto encumbradas por una gran repercusión mediática. Pero como de costumbre, todo apunta a que quedará en eso simplemente, una anécdota más. Y es que cómo tantas otras reclamaciones justas, al final, por desgracia acaban terminando en el olvido y siguen prevaleciendo otros intereses. Pero si hay algo que en el mundo actual puede mover montañas, además del dinero, son los deportes, y ¿qué ocurre en los deportes con relación a las mujeres? Pues que si en la empresa privada la desigualdad existente entre mujeres y hombres es considerable, en los deportes de masas, ya no tiene nombre y es que las diferencias son simplemente, colosales.

Pongamos un ejemplo, el fútbol. En estos momentos, el mejor jugador masculino, cobra alrededor de unos 35 millones de euros al año, la mejor futbolista del mundo, unos 500.000 dólares. Un equipo de futbol, por el hecho de ganar la Champions League, cobra 15 millones de euros. El equipo femenino equivalente, unos 250.000 euros. Como se puede comprobar, unas diferencias más que considerables, y es que no hay deportes de masas femeninos que estén moviendo grandes cantidades de dinero, porque los patrocinadores y las televisiones no invierten en ellos porque no son rentables, o por lo menos, esa es la excusa que ponen.

Desde luego, es un problema difícil de combatir, pero está claro, que para erradicar la desigualdad tenemos que ser todos conscientes de la misma y luchar para que esta no exista, concienciando a la sociedad de los problemas existentes y sin lugar a dudas, el opio del pueblo, perdón, los deportes que el pueblo sigue cómo si tal circo romano fuera, son los mejores medios para que podamos tomar medidas e intentar solucionar el problema, porque mientras tanto, por desgracia, todo se quedará en una anécdota informativa, cómo tantas otras y todo seguirá igual.

Lo que si podemos decir que sigue igual, es nuestra intención semana tras semana de realizar buenas recomendaciones musicales y para ellos en esta os proponemos, por un lado buena música electrónica desde Holanda de la mano del proyecto Kerani, además, con un trabajo dedicado a todas las mujeres del mundo y por otro lado, el gran Vangelis con su imprescindible L'Aocalypse des Animaux, espero que los disfrutéis.


 

keraniKerani
Equilibrium
2015
http://www.kerani.nl/

Cuarto trabajo del sintetista holandés Kerani, un trabajo realizado en honor de las mujeres del mundo, intentando poner en valor la importancia de la mujer en la historia, lleva por título “Equilibrium” y precisamente, cono el tema que le da título, comienza el disco, un tema que quiere simbolizar la equilibrio existente entre lo masculino y lo femenino.

Nueve composiciones son los que conforman éste disco, un trabajo que se mueve entre la new age y la música contemporánea, un disco donde los sintetizadores, el piano y los instrumentos corales conforman para dar lugar a un precioso trabajo, de esos que en muchas ocasiones echamos en falta y que ha tenido su reconocimiento recibiendo varios premios en la categoría de música new age.

Sin lugar a dudas, un trabajo muy recomendable para aquellos que le gusta la parte más melodiosa de los sintetizadores, sonidos agradables de escuchar, de saborear, dando lugar a un trabajo muy dulce para ir degustando poco a poco.


 

vangelis apocalypse animauxVangelis
L'Apocalypse Des Animaux
1973 (Original) 2017 (Remasterización)

Siguiendo con nuestra recopilación de obras del compositor griego Vangelis aprovechando las reediciones que han presentando, nos encontramos con “L'Apocalypse des Animaux”, segundo trabajo en solitario del artista y primera colaboración Frédéric Rossif, ya que el trabajo se compuso como la banda sonora del a serie documental del mismo nombre.

Nos encontramos ante un trabajo que hay una palabra para definirlo y es la de precioso, ya que cuando escuchas la música de éste trabajo es la que te viene a la mente. Dividido en dos partes, muchos que no lo conocen, les resultarán composiciones conocidas, ya que algunas de ellas han sido incluidas en numerosos recopilatorios de new age, cabeceras de programas y cómo no, recopilaciones del propio compositor.

Es un trabajo muy melódico y en el que destacan el uso de los instrumentos acústicos, teclados eléctricos y prácticamente la ausencia de percusiones y todos los temas son muy destacables, aunque de mencionar alguno, el que la da título y por supuesto, “La Petite Fille de La Mer”, uno de los temas más hermosos compuestos en toda su carrea discográfica por el compositor griego.

Estamos sin lugar a dudas, ante un discos de esos imprescindibles y que no puedo faltar en una buena colección.

Más en esta categoría: « Autopista del Atlántico Mayo del 68 »